Bogotá, septiembre 30 de 2016.  Lograr una paz estable y duradera en Colombia es responsabilidad de todos. Por esto es indispensable establecer reglas consensuadas para la implementación efectiva de los puntos acordados en La Habana, que permitan al gobierno nacional y a los gobiernos locales articular estrategias incluyentes y efectivas.

Fue así como durante los dos días que duró este evento organizado por la Federación Colombiana de Municipios, 1200 asistentes (mandatarios locales, funcionarios municipales y equipos de gobierno) de 700 municipios, interactuaron con delegados del Gobierno sobre implementación de paz en los territorios, desafíos de la seguridad ciudadana en el posconflicto, justicia transicional, proceso de paz y financiación del posconflicto en territorio.

Una oportunidad para fortalecer los conocimientos y competencia de alcaldes, como elemento para el desarrollo de la gestión pública local y territorial en la implementación de los acuerdos de paz, y así poder articular los planes y programas locales con las políticas del orden nacional.  Dentro de estos mecanismos facilitadores, la cooperación internacional juega un papel muy importante ya que ayudará a financiar el posconflicto y desarrollar proyectos enfocados en construcción de paz, desarrollo rural sostenible y sostenibilidad ambiental.

Por esta razón, Alejandro Gamboa, Director General de la Agencia Presidencial de Cooperación Internacional de Colombia, APC-Colombia, participó en este encuentro donde habló de la Financiación del Posconflicto en el Territorio. Compartió con los asistentes el Fondo Colombia en Paz, creado para articular y coordinar todos los recursos aportados por la cooperación internacional durante los próximos 10 años.

Explicó que para asegurar que los recursos sean ejecutados eficientemente y estén alineados con las temáticas y realidades locales, se crearon cuatro fondos internacionales multidonantes para el posconflicto (Naciones Unidas, Unión Europea, Banco Mundial y Colombia Sostenible del Banco Interamericano de Desarrollo), en los que se espera movilizar 3.300 millones de dólares en los próximos 5 años.

Dichos recursos permitirán el fortalecimiento institucional en los municipios y es ahí cuando la transferencia de conocimiento es parte vital de este proceso. Con esto en mente, es que APC-Colombia creó el intercambio de experiencias territoriales Col-Col, que permite acercar a actores locales, que a pesar de encontrarse en regiones diferentes, tienen desafíos comunes en materia de paz y desarrollo sostenible. Los realizados hasta ahora en Huila, Nariño, Belén de Umbría y Caquetá, son un claro ejemplo del alcance de cooperar  y  de compartir buenas prácticas en pro del desarrollo del país.

Esta información sirvió de insumo para que actores de orden local y nacional identifiquen sus oportunidades y debilidades para enfrentar el nuevo escenario de paz que se aproxima. Para que sepan cómo deben organizarse, y en qué deben priorizar los recursos durante el posconflicto.   

Modificado el Jue, 11/06/2020 - 12:53